miércoles, 2 de mayo de 2007

Y mañana la vuelta al cole...




Retomar todas las rutinas, especialmente la de levantarse cuando aún es de noche, y el trabajo y sobre todo las situaciones viciadas. Es decir, volver a experimentar la sensación de que estamos haciéndolo todo al revés: en lugar de controlar a las empresas que trabajan para nosotros, estamos cumpliendo sus tareas: nosotros diseñamos aquello que las empresas deberían diseñar, a nosotros se nos aprieta, a ellos se les anima.
Bueno, espero que cuando yo cree una empresa se me trate como yo estoy viendo tratar a las empresas que trabajan para nosotros: todo comprensión y amabilidad.
Las leyes del mercado están bastante suavizadas a mi alrededor, debe ser que nuestro sector está en vía muerta o que la administración no sabe ser un buen cliente de las empresas, que no les exige y que por tanto toda empresa que trabaja para la administración se contagia de los supuesto vicios funcionariales.


En fin, resignación, hasta que llegue el momento de volver oiremos música y soñaremos con viajes y lugares exóticos (ver el enlace a Kirai) y con playas desiertas.


Publicar un comentario