sábado, 18 de octubre de 2014

De Excalibur y otras metáforas

Aunque no pertenezco al partido animalista, sí es cierto que tengo un gran amor a los animales, pero creo que la reacción de rebelión contra la muerte de Excalibur me iguala con un montón de ciudadanos sin especial sensibilidad hacia los animales.
Creo que Excalibur es una metáfora de lo que puede suceder con seres inocentes e indefensos ante el poder ciego que intenta justificarse y defenderse. Ante el que ignora sus derechos, no tiene dinero o es pacífico se despiertan los peores instintos de los poderosos y una parte importante de la ciudadanía se ha visto en cierto modo reflejada en esa muerte inane y soberbia. Todos podríamos ser Excalibur, si desaparecieran ciertos controles sociales - de hecho, cuando no existían ¿no está claro que pobres mendigos y minorías han sido "castigados" por males como la peste o las hambrunas? - La ausencia de leyes y mecanismos de defensa del menos fuerte es un horizonte no tan lejano hoy en día; por eso la población ha expresado su rabia ante la muerte de esa mascota.
Ocurre además, que ante los animales yo siento algo que creo que sienten muchos otros humanos, la responsabilidad frente a unos seres más.... inocentes (no me atrevo a hablar de menor o mayor inteligencia). Algo parecido a la responsabilidad del hermano mayor frente a sus hermanos más pequeños. Es seguro que todos encontraran diferencias vitales entre hombres y animales, pero disculpad que yo no me pronuncie en este aspecto. Sólo siento que ellos en cierto modo están a nuestro cargo y debemos demostrar que lo merecemos.
En estos momentos cuesta exponer las propias opiniones, porque hay mucho "opinador" profesional dispuesto a denostar cualquier opinión diferente. Pero no puedo menos que exponerla y cargaré con la cruz que esto conlleve.
Publicar un comentario